miércoles, 14 de enero de 2009

A día de hoy

Una iniciativa original, necesaria y urgente












La diputada por Unión Progreso y Democracia, Rosa Díez no para y además no cuenta entre sus costumbres el morderse la lengua. En febrero del año pasado decía tener claro, que “el reto principal de esta legislatura será el nacionalismo radical, irredentista e insaciable y cada vez más autoritario”. A continuación desgranó algunas críticas para su anterior partido: “En el PSOE no hay debate, no hay discusión de los temas fundamentales, no puede haber una sola reflexión porque el partido está muerto como organización humana”.

Este discurso de denuncia se ha mantenido, pero a finales de año propuso una iniciativa que además de original, es necesaria y casi urgente, nada menos que una propuesta de Ley Orgánica que penalice severamente el hábito de la mentira en la actividad política. Según declaró: “Los ciudadanos no pueden confiar más tiempo en representantes tan acostumbrados a mentir que han perdido la capacidad de distinguir cualquier verdad, por nimia que sea, cuando por casualidad tropiezan con una”.
Sería muy interesante que se presentara esta iniciativa ya que los partidos políticos que se mostrarían contrarios a ella, trasparentarían claramente lo que defienden.

Se comenta que podría proponerse la costumbre en uso desde hace muchos años en países europeos, donde se mantiene sabiamente la máxima : “Pinochos no, gracias”. En estos países, es norma no escrita, que a los cargos políticos que son descubiertos públicamente faltando a la verdad, son obligados a abandonar sus cargos de inmediato, pues los votantes hacen causa común en no votar a partidos que mantienen a “pinochos” en sus filas.

¿Veremos algún día funcionar esta iniciativa en España?
¿Y que cara pondrían nuestros “pinochos” que todos conocemos?

Etiquetas:






<< Página principal

This page is powered by Blogger. Isn't yours?

Suscribirse a Entradas [Atom]